cerrar
  • Está usted en:
  • Competitividad Innovación

"La solución: que no te infecten; y si estás infectado, no pagar"

17-may-2017

Y, con el fin de evitar los ciberataques, la copia de seguridad, la encriptación de las comunicaciones, es fundamental para que no suplanten tu identidad. Así de contundente se ha expresado Manu Viota, Jefe de Sección Central de Delitos en Tecnologías de la Información de la Ertzaintza.

Ponentes

Viota ha expuesto las tipologías delictivas en la jornada sobre “Cómo asegurar y proteger la información de mi empresa”, organizada por la Cámara de Bilbao con la colaboración y participación de IBM. En este acto se ha remarcado la importancia del conocimiento sobre el Big Data, la ciberseguridad y la protección de datos.

Manu Viota ha comentado que los delitos que más afectan a las empresas son la suplantación de identidad y el ransomware, los ataques con virus. En 2016, en Euskadi, se registraron 36 casos, con un pago medio de 27.400 euros. Una de cada cinco empresas amenazada paga el rescate.

Pilar Sirvent, Aquitecta de Soluciones de IBM,<br> durante su intervención.
Pilar Sirvent, Aquitecta de Soluciones de IBM,
durante su intervención.

Pilar Sirvent, IBM Analytics, Aquitecta de Soluciones, ha hablado sobre el impacto económico del Big Data, el cual se ha convertido en una prioridad estratégica y en una oportunidad para las empresas: “el análisis de los datos es imprescindible”. Si las organizaciones son capaces de recoger, ordenar y analizar la información serán más competitivas, ya que con el conocimiento real de la organización y de sus clientes tendrán oportunidades de crecimiento y expansión. “El Big Data –ha indicado Sirvent- no está ligado a ser una grande o pequeña empresa, sino a lo que queramos hacer con información para mejorar”.

Por su parte, Rubén Fernández, IBM Security Consultant, se ha centrado en el tema de la ciberseguridad y la computación cognitiva. En estos momentos, el 90% de los datos generados durante los últimos diez años no han sido nunca ni procesados ni analizados. Y la previsión es que el crecimiento exponencial de los datos supondrá la adopción de nuevas tecnologías y nuevas estrategias.

Sobre el tema de la seguridad Fernández ha pronosticado “una tendencia creciente en el número de ataques con éxito, equipos sin capacidades suficientes y una oferta de personal experto insuficiente para atender la demanda. “En este ámbito –ha comentado- es esencial mantener siempre una actitud dinámica para adaptar y adecuar las continuas amenazas que surgen y los cambios que por pequeños que sean afectan a la estrategia de seguridad de la empresa”.

En relación con la protección de datos, Margarita Uría, Directora de la Agencia Vasca de Protección de Datos, y Julia Urío, Responsable de Soluciones de Gobierno del Dato de IBM, han explicado los pormenores del nuevo Reglamento Europeo que pretende dar más control a la ciudadanía sobre la información privada.

Julia Urío ha remarcado los objetivos de la regulación europea para reforzar y mejorar la protección de datos, facilitar su libre circulación y la modernización de la ley mediante soluciones tecnologías. “El dato es un activo de la organización y, por ello, debemos proteger la información sensible para evitar riesgos”. El reglamento, que será aplicable el 25 de mayo de 2018, “es, además, una oportunidad para crear valor y reforzar la imagen de marca, para priorizar e innovar sobre la experiencia de clientes y empleados, conocerles mejor”.

Margarita Uría, Directora de la Agencia Vasca de Protección de Datos, ha afirmado que existe protección de datos porque es un derecho fundamental de la ciudadanía, “pero hay que reforzarlo”. En opinión de Uría, el reto del reglamento europeo es multidisciplinar, que va a exigir adaptación por los avances tecnológicos. “El mercado –ha añadido- exige libre circulación de los datos, pero cada uno es responsable de lo que tiene y cómo lo trata”.

En la presentación del acto, el presidente de la Cámara, José Ángel Corres, ha señalado que “la transformación digital, además de ser una prioridad, está originando un cambio de mentalidad en las empresas que quieren abrirse a nuevos modelos de gestión para ser competitivas y rentables”. “Transformación de mentalidad y tecnológica –ha añadido- que también ha generado preocupación y temor en las organizaciones porque se trasgreda su seguridad digital y la confidencialidad de la información que manejan, tanto de productos como de clientes”.

Información relacionada